Comenzó a cocinar cerveza artesanal, o casera como se la conocía en aquel entonces, en el año 1987, de forma experimental. Su compañero de aventuras era Nicolás Silin, compañero de trabajo, los dos pertenecían a la conocida empresa de tecnología INVAP. Al principio era algo para tomar entre amigos, pero al quedar sin trabajo estable por un retiro voluntario se lo tomaron en serio y comenzaron a aparecer las primeras Pilsen y Bock. De más está decir que en aquellos años era muy difícil conseguir materias primas, así como información relacionada a la producción de cerveza artesanal.
Las primeras pruebas llegaron gracias a una dudosa revista traducida de otra revista brasilera, que según Julio: ofrecía una serie de datos inexactos de cómo hacer cerveza casera. Las primeras cervezas dignas llegaron luego de conocer a un tal Nauman, alemán que en sus años previos a la 2da guerra mundial había trabajado en su tierra natal en una cervecería. De esta forma consiguieron cocinar cerveza que ya prometía convertirse en el clásico patagónico que fue muchos años después.
Lo destacado del emprendimiento fue que Julio diseñó todo el equipamiento para la planta de cocción, las ollas, lavadora de botellas, pasteurizador, llenadora, tostador y etiquetadora. La experiencia en plantas químicas de INVAP fue clave para el éxito de esa etapa.
En 1989 el proyecto se convirtió en comercial, instalándose en la casa de Julio Migoya en un lugar llamado Laguna El Trébol de Colonia Suiza, con una birrería para locales y turistas que lograban encontrar una joya en el sur patagónico para tomar cerveza artesanal, algo que no existía en esos momentos.
En 1997 dado el crecimiento de la microcervecería, el emprendimiento se mudó al Km 11600 de Avenida Bustillo, convirtiéndose en un clásico del turismo, dada la novedad de ser un Brew Pub, el primero de Argentina. Hasta enero de 2017 fecha en que se mudó al km 4 con su concepto de Club Cervecero. Desde ese momento Julio Migoya dejó su participación activa en Cerveza Blest Bariloche, manteniéndose como consultor